Homenaje a un juez

Somos testigos forzosos de cómo la corrupción, más que un gran problema, es un estilo de vida que opera en completa impunidad desde la raíz del Estado. Como muestra reciente, se ha sabido que el rector de los jueces de este país, el presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, el magistrado Carlos Dívar, gastaba dinero público en fines de semana no justificados en Marbella, cantidades que él considera una “miseria“. Puede que la fiscalía opine lo mismo y que por eso mismo haya archivado la denuncia de esta presunta malversación; a día de hoy Dívar se mantiene en el puesto sin el menor atisbo de sonrojo en su pétreo rostro.

giovanni_falcone Homenaje a un juezA todo esto, merece la pena recordar que el miércoles 23 de mayo se cumplieron 20 años del brutal asesinato del juez antimafia Giovanni Falcone, que murió junto a su mujer, la también juez Francesca Morvillo y a tres guardaespaldas que, imagino, viajarían junto al matrimonio en el coche que voló por los aires en una carretera de Palermo. El juez Paolo Borsellino, amigo personal de Falcone, que compartió con él el fuerte golpe que proporcionaron a la mafia siciliana en el Maxi Proceso de la década anterior y con quien solía especular sobre cuál de los dos moriría antes, fue asesinado dos meses después, el 19 de julio. Recuerdo la atención que prestábamos en casa a las noticias relacionadas con los avances del juez Falcone, el más conocido de los dos, y también la tristeza y rabia que sentimos al conocer su asesinato.

La investigación que llevaron a cabo ambos jueces -y otros compañeros, también asesinados- les condujo desde el submundo mafioso hasta la lujosa esfera industrial del norte de Italia, desde la que uno de sus representantes ha llegado a gobernar el país y al que parece que nunca le va a llegar el “día del juicio”…

“Gracias” a la tremenda carga explosiva, tenemos la hora exacta del asesinato, ya que la explosión quedó recogida por los sismógrafos de la isla de Sicilia como si se tratara de un terremoto. La carta de la explosión tiene un muy apropiado Ascendente Escorpio (1), puesto que se trata de un asesinato y además por venganza. El Ascendente y su regente Marte, representarían a los perpetradores; el descendente en Tauro y su regente Venus, a las víctimas o a la víctima principal.

asesinato-del-juez-falcone Homenaje a un juez

Marte, regente del Ascendente, el verdugo de esta carta, se halla digno en su signo Aries: tiene poder y es efectivo, pero está en Casa VI, y todas las casas cadentes implican lejanía. De hecho, el ejecutor detonó a distancia los 150 kilos de explosivo.

Diría que la bomba está representada principalmente por Plutón en Casa I en combinación con Urano y Neptuno conjuntos en la III, con los que se vincula por sextil. Plutón por la carga mortífera, oculta, largo tiempo elaborada, como la venganza mafiosa; el planeta cuadra a Saturno y éste nos lleva a un elemento importante: que el pesado artefacto  estaba bajo la autopista (Saturno está en la IV: el suelo). Los asesinos, “situados” en Aries, no “ven” a Plutón en Escorpio (signos inconjuntos), pero están conectados (Casa III) y la manejan a través de la tecnología: Marte en cuadratura a Urano y Neptuno en Capricornio en la III, signo afín a Marte, y casa que representa las comunicaciones y también los caminos, las carreteras. La retrogradación de Plutón, Urano y Neptuno indican que el procedimiento fue ensayado a conciencia.

La Luna de esta carta, en Acuario (grupos), “colabora” en un asesinato múltiple organizado y llevado a cabo por un grupo, una importante organización mafiosa en la que participaban muchas personas, desde matones hasta jueces y políticos. El dueño de la organización mafiosa es Saturno, que está en su casa (IV) y en su signo (Acuario es su dominio, uno de sus dos domicilios astrológicos), poderoso ápex de la cuadratura en T que conecta la oposición entre las casas I y VII.

Saturno, el maléfico mayor, además del planeta más poderoso de toda la carta, es también el almuten de XII (secretos, lo oculto, lo ilegal) y dispositor de VIII (muerte), porque Mercurio, regente de la cúspide de la casa VIII está desconectado de ella en el signo contiguo de Tauro. Pero Saturno, no solo tiene poder sobre la casa de la muerte, está además justo en el grado del Parte árabe de la Muerte. Asimismo, Saturno está, como la bomba, bajo tierra (Casa IV), escondido (almuten de XII). Y es que el asesinato de Falcone (y también el de Borsellino) fue ordenado desde la clandestinidad por Salvatore Riina (Sol natal en Escorpio), el poderoso, sanguinario y traicionero jefe mafioso originario de Corleone, huido de la justicia y en paradero desconocido desde 1969; nada que ver con el elegante y ecuánime Don Vito de El Padrino, por cierto.

El trayecto de la Luna de la carta conecta los elementos necesarios para que el engranaje del atentado no quede bloqueado: va desde (pasado) la cuadratura a Plutón (carga explosiva) hacia (futuro) la cuadratura con los planetas en VII: las víctimas, Mercurio y Venus. El Sol en Géminis (caminos, carreteras, trasporte, vehículos) se halla elocuentemente en la Casa VIII, la de la muerte.

La carta también refleja que se trata de un hecho ilícito -un crimen- y quizá indique elementos que van más allá de la mera implicación mafiosa hasta llegar a otros estamentos: Libra (justicia, procesos, juicios) está en la cúspide de XII (lo oculto, ilícito), mientras que la Luna, regente de la Casa IX (tribunales, leyes), está desconectada del signo y al servicio de Saturno, que ya hemos visto quién es. A Cáncer, signo de la cúspide de IX, le queda Júpiter como posible regente por exaltación, pero Júpiter está en su exilio en el signo de Virgo, lento además, y cuadrando al Sol. Aparte de jueces corruptos, Júpiter podría implicar también cierta implicación desde algún sector cercano al Gobierno porque se halla en la Casa X (Gobierno), XI signo (parlamento), rigiendo además la II (dinero) y la V (ocio, juego, especulación) en Piscis (¿narcóticos?).

Venus (el juez Falcone, las víctimas) también está fuerte en su signo Tauro, digno: es un enemigo poderoso para el clan criminal y va escoltado (Mercurio probablemente representa la escolta), pero el escenario no le es propicio y sus enemigos son demasiado fuertes. Muy cerca de la cúspide de VIII, Venus se dirige rápido, como Mercurio,  hacia el Sol en la cúspide de la casa de la muerte.

De todos modos, las muertes de Falcone y Borsellino precipitaron el final de Riina, que fue descubierto y detenido en 1993 a los 62 años de edad (Saturno), el año siguiente a los asesinatos de los jueces. Saturno, como ápex de la cuadratura en T, también está “atrapado” por la configuración y la cuadratura que realiza con Plutón es aplicativa, es decir, que va hacia su perfección tiempo después del asesinato.

El Venus en 27º 45′ de Tauro, que en la carta del asesinato simboliza a la víctima, está muy cerca del Sol natal del juez Falcone en 26º 47′ de Tauro, es decir, a apenas un grado de distancia; ese Venus lo representa perfectamente. El Sol natal de Falcone está sobre la estrella maléfica Algol, la que los chinos llamaban antiguamente “cadáveres apilados” y en la cúspide de su Casa VIII, la de la muerte. El destino de Falcone fue morir violentamente y junto a otras personas, como suele indicar esa estrella. Desde luego una estrella fija por sí sola no puede señalar claramente un destino trágico; hacen falta otros elementos que parecen estar también en la carta natal del juez.

giovanni-falcone Homenaje a un juez

El Sol en Tauro de Falcone -opuesto al Sol natal de Riina en Escorpio- es el regente de su MC , el ángulo que representa las aspiraciones profesionales, la posición social que se alcanza en la vida y, estando en Leo, el orgullo profesional y la nobleza de objetivos. El Sol natal regente del MC en VIII (muerte) indica que el nativo muere durante el desempeño de su profesión, quizá también que sus logros están relacionados con su muerte y que muy probablemente recibirá reconocimiento póstumo. La sizigia previa -al atentado- del 16 de mayo de 1992, luna-llena-previa-al-atentado-contra-falcone Homenaje a un juezuna Luna llena en 26º de Escorpio opuesta al Sol en 26º de Tauro, señala el Sol natal del juez y al mismo tiempo la estrella maléfica.

Estos días de mayo de 2012, justo cuando Júpiter se halla de tránsito sobre el Sol de Falcone y Saturno muy cerca del grado del Ascendente, Italia entera conmemora el vigésimo aniversario de su asesinato y celebra sus éxitos sobre una mafia que nunca volvió a ser tan fuerte como lo había sido. A mí me alegra enormemente que se le preste este homenaje. Veinte años después de su asesinato, miles de italianos le recuerdan con agradecimiento. El aeropuerto de Palermo lleva su nombre y el de Borsellino; instituciones de todo el país han recibido su nombre o el de su esposa (2). Pero el honor del juez Falcone no se circunscribe a Italia sino que nos ayuda a respirar a tod@s. Sobre todo en estos tiempos de indultos a banqueros y dívares varios.

450px-giovanni_falcone_tree Homenaje a un juez
“No los habéis matado: sus ideas caminan sobre nuestras piernas”. Carteles sobre el árbol/homenaje a Falcone frente a la que fue su residencia en Palermo


Notas:

(1) Afortunadamente todos los signos tienen su versión positiva y negativa.

(2) El instituto de Brindisi (Italia) escenario del ataque con bomba que causó la muerte a una chica de 16 años y heridas a otras compañeras lleva el nombre de la esposa de Falcone.

2 comentarios sobre “Homenaje a un juez”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *